El Sevilla se reencuentra con la victoria y con el Papu

El Sevilla se reencuentra con la victoria y con el Papu
Los de Lopetegui ganaron por 4 goles a 2 en casa ante un duro Granada y el Papu consiguió marcar en su vuelta a los terrenos de juego. FOTO: Twitter @LaLiga

El equipo sevillano en el inicio de esta Semana Santa tan bonita e importante en la capital andaluza, quería darle una alegría a su afición. El Ramón Sánchez Pizjuán deseaba volver a ver a su equipo ganar y este viernes de Dolores era un día ideal para ello. 

 El entrenador vasco planeó una alineación muy ofensiva con Martial y En-Nesyri. Sin embargo, ninguno de los dos demostró nivel y fueron más tarde sustituidos. Por otro lado, el partido no comenzaba de la mejor manera para los sevillanos. El Granada vino para dar guerra y así fue, el venezolano Machís adelantaba a su equipo a los 23 minutos de partido con un gran disparo desde la frontal del área. 

 Pero un gran cabezazo de un increíble Diego Carlos ponía las tablas en el marcador poco tiempo después. Eso sí, en la segunda mitad el central ex del Nantes francés se retiró del campo parece ser por molestias. Con el comienzo de la segunda mitad, iba a llegar en el 66 un pase en largo controlado perfectamente por el mexicano Corona y finalmente definido por Lucas Ocampos. En un inicio fue anulado por fuera de juego, pero al final le dieron validez tras una eterna espera. 

 El Sevilla consiguió darle la vuelta al marcador, sin embargo, aún quedaban bastantes minutos y el conjunto nazarí no se iba a quedar de brazos cruzados. Y sí señores y señoras llegaba la sorpresa en Nervión, Víctor Díaz mandaba al fondo de la red el esférico con un cabezazo tras un córner a dos minutos del final. 

 Pero este estadio y su afición tienen algo mágico y sinceramente con la ayuda de los nueve minutos de descuento consiguieron meter dos tantos más. Rafa Mir empujaba a placer en el 92 y se olvidaba su anterior gol anulado por una dudosa falta previa. La última palabra la tuvo el bailarín argentino, Alejandro Gómez ponía el 4 a 2 tras revolucionar el partido con su entrada al campo tras su lesión. 

 El Sevilla en general no realizó un buen partido, pero la victoria fue literalmente como quitarse una mochila llena de piedras de encima. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.